El Instituto de Biología Evolutiva (IBE) es un centro de investigación mixto de la Universidad Pompeu Fabra (UPF) y el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) fundado en 2008.

La investigación del IBE se centra en los procesos y los mecanismos que generan biodiversidad, y entre los temas que se estudian están la evolución genética y molecular, la biología de las poblaciones, la biología de los sistemas complejos y la recuperación del ADN antiguo.

El IBE es el único centro de investigación de Catalunya y del resto del Estado que se dedica íntegramente a la biología evolutiva, y es un referente en este campo en el sur de Europa.

En el IBE trabajan una ciento treinta personas, repartidas entre los edificios vecinos del Parque de Investigación Biomédica (PRBB) y el del Centro Mediterráneo de Investigaciones Científicas (CMIMA).